Atrás
Image Alt

Resumen Turismo

Viviendas se incrementan 10% por alza de productos

Los altos precios de la varilla en el mercado local, así como de otros insumos como cemento gris, cerámica y puertas importadas, han incrementado los costos de la vivienda económica en el país en un 10%, lo que preocupa a entidades de financiamiento y a promotores y constructores de viviendas.
El vicepresidente ejecutivo de la Asociación Popular de Ahorros y Préstamos (APAP), Gustavo Ariza Pujals, mostró ayer su preocupación por los altos precios a que se vende la varilla en el mercado, lo que incrementa en alrededor de RD$50 mil el costo de la vivienda económica.
Manifestó, tras realizar una visita de cortesía junto al presidente de la APAP, Hipólito Herrera, al director de Diario Libre, Adriano Miguel Tejada, que ese incremento en los precios representa un costo extra, aunque tienen la esperanza de que tan pronto llegue el bono, se ayudará a facilitar la vida a los compradores de viviendas de escasos recursos económicos.
De acuerdo al presidente de la Asociación de Promotores y Constructores de Viviendas (Acoprovi), Jaime González, el precio de la varilla se ha incrementado en un 30% en las últimas semanas al pasar de RD$28,000 el atado a RD$40 mil en la actualidad. Un atado equivale a 22.5 quintales.
A ello se une, de acuerdo a José Rodríguez Cáceres, pasado presidente de esa entidad, el incremento de cinco pesos en la funda de cemento gris, al pasar de RD$240 a RD$245, así como alza en los precios de la cerámica y de las puertas importadas, aunque la varilla bajó ayer RD$1,000 y el atado se cotizó a RD$39,000.
Aún así, dijo que mantiene su compromiso de seguir construyendo casas económicas.
Ariza dijo que el proyecto de viviendas económicas que la APAP apoyó en Villa Mella se vendió el inventario completo, y la gente continúa solicitando financiamiento, a tal nivel que en las últimas dos semanas han recibido unas 50 solicitudes para compra de apartamentos.
Rodríguez Cáceres confirmó que la primera etapa del proyecto se vendió y de la segunda fase quedan pocas unidades, pero que continuará con sus proyectos de viviendas económicas y está a la espera que el Instituto Nacional de la Vivienda apruebe el bono para sus proyectos. (DL-1)

Publicar un comentario