Atrás
Image Alt

Resumen Turismo

Sol y playa, las vacaciones favoritas del turista rico y del turista pobre

El servicio informativo de Hosteltur publica que las diferentes pautas entre “turistas ricos y pobres” han sido analizadas por la consultora IPK en su informe World Travel Trends, elaborado por encargo de la feria turística ITB de Berlín.

El 69% de los viajes internacionales son realizados por grupos minoritarios en sus respectivos países: las clases medias-altas y altas. Y en tiempos de crisis, los más adinerados siguen viajando igual o más pero a “turistas ricos” y “turistas pobres” les gustan los mismos tipos de vacaciones.

Según señala la consultora del IPK Barbara Postel, en el mundo existen cerca de 1.400 millones de personas con suficientes recursos económicos para salir de vacaciones al extranjero. Lo cual no quiere decir que todos ellos viajen cada año fuera de sus fronteras.

De acuerdo con las encuestas de IPK, en 2010 se realizaron 700 millones de viajes de ocio al extranjero. El 31% de estos viajes fue realizado por colectivos de clases bajas y medias-bajas, mientras que el 69% de los desplazamientos tuvieron como protagonistas a los segmentos con niveles de ingresos económicos medio-altos y altos en sus respectivos países.

Otro dato interesante emerge al observar la evolución de los viajes turísticos al extranjero durante los últimos años, marcados por la crisis económica de 2008 a 2009 y la leve recuperación económica de 2010.
Así, IPK constata que hubo una “profunda diferencia” en las pautas de viaje dependiendo del poder adquisitivo de los turistas. De este modo, mientras los turistas con ingresos bajos viajaron mucho menos, los grupos de clase alta viajaron mucho más.

En cualquier caso, hay un importante matiz a tener en cuenta, marcado por la incorporación creciente de las economías emergentes al mundo del turismo: mientras que en Asia el 50% de los viajeros entran dentro de la categoría de ingresos altos, en América dicho porcentaje es del 43% y en Europa sólo del 39%.
Observando con más detalle el caso de Europa, los turistas con mayores niveles de ingresos suelen tener entre 30 y 59 años, mientras que los viajeros con menor poder adquisitivo tienen menos de 29 o más de 60, en líneas generales.

IPK llama la atención sobre un dato: aunque las personas de clases medias-altas y altas que viajan al extranjero como era de esperar gastan más en sus desplazamientos -una media de 930 euros-, existe una considerable parte de este colectivo -el 38%- que gasta sólo entre 250 y 750 euros. “Esto indica una significante sensibilidad al factor precio también entre los turistas con más recursos económicos”, dice IPK.

También como era de esperar, los turistas de mayores ingresos optan por alojamientos de gama alta, mientras que por regla general los viajeros con menos recursos optan por establecimientos de gama media o casas particulares.

Pero a veces las apariencias pueden engañar. “De hecho, existe un considerable número de viajeros menos pudientes que están dispuestos a gastarse una considerable cantidad de dinero en sus vacaciones”, según revelan las cifras de IPK.

Así, mientras que el gasto medio de este segmento es de 590 euros por viaje y persona, hay un 9% de las personas de este colectivo que gastan 1.500 euros o más en un viaje y un 21% de ellos opta por alojarse en establecimientos de 4 y 5 estrellas.

Y por otra parte, un 11% de estos turistas de “ingresos bajos” realizan vacaciones a destinos de larga distancia, cuando dicho porcentaje entre los turistas de “ingresos altos” es del 15%.

Y a pesar de las diferencias sustancias que pueda haber en el nivel de ingresos, la investigación llevada a cabo por IPK revela que los tipos de vacaciones que realizan los “turistas ricos” y los “turistas pobres” son similares.

“En este sentido, no hay grandes diferencias entre los dos grupos”, expone la analista Barbara Postel. Así, las vacaciones de sol y playa son las favoritas para ambos segmentos, seguidas de los city breaks y los tours.

En cualquier caso, y aunque los segmentos de clase alta y media-alta son los que realizan el 69% de los viajes al extranjero a nivel mundial, IPK aconseja tener en cuenta también a los colectivos de menores ingresos en las estrategias de márketing.

“En Europa, el segmento con menos poder adquisitivo es más importante que en cualquier otra región del mundo porque en el Viejo Continente estos grupos están más interesados en viajar al extranjero y muchas de estas personas tienen la capacidad financiera para ello”.

Publicar un comentario