Atrás
Image Alt

Resumen Turismo

¿Existe un fuerte lobby anti turismo en el Gobierno?

Manuel Quiterio Cedeño

Esta semana he leído dos informaciones muy interesantes relacionadas con turismo. Una sobre la agresiva respuesta del Gobierno de Puerto Rico como acción preventiva para mantener su liderazgo en el mercado de cruceros del Caribe frente a la competencia que se ha desatado en la región incluyendo las gestiones para atraer estos barcos que hacen empresas dominicanas con concesiones portuarias.
La otra se refiere al importante papel que esta jugando el turismo en el fortalecimiento económico de los Estados Unidos, líder mundial en este sector, que el año pasado recibió 59.7 millones de turistas y tuvo ingresos por 103 mil millones de dólares.  Mientras en todo el Caribe la tendencia mas acentuada de los gobiernos es el diseño de políticas para proteger su industria turística, en Republica Dominicana nos damos el lujo de recortar los recursos que se asignan a este sector a través del Ministerio de Turismo, y tomar medidas impositivas que encarecen el producto turístico y nos hacen menos competitivos frente a otros destinos.
El año pasado al participar en el debate sobre el presupuesto general de la nación para el 2011, el Ministro de Turismo, Francisco Javier García Fernández, rindió un informe a senadores y diputados a quienes les explicó que  desde el año 2008 al 2011 se ha registrado un aumento en el presupuesto general de la nación de más 131 mil millones de pesos, mientras a Turismo se le ha reducido la partida asignada.
Ahora se le quiere reducir u 12% a ese magro presupuesto que en el papel no llega a los mil millones de pesos, cantidad además que nunca se entrega completa.
El más elemental principio de la economía nos dice que las actividades con mayor capacidad para producir ingresos y aquellas que les sirven de apoyo, son la prioridad al asignar los recursos, para cuidar nuestra “gallina de los huevos de oro” (que es el turismo) como bien recomendó el Arzobispo Ramón de la Rosa hace algunos años. En los últimos años los recursos asignados en el presupuesto no han pasado de 250 pesos (6.5 dólares) por turista recibido, ni han superado el umbral de los 900 millones de pesos, mientras el ingreso promedio por cada turista supera los mil dólares y este sector es el mayor productor de dólares para la economía (4,227 millones el año pasado).
Solamente el ingreso por tarjetas de turismo superó el año pasado los 1,300 millones de pesos, y mientras el gasto presupuestario  no supera los RD$250 por turistas, el ingreso directo e indirecto del gobierno por cada turista superó el año pasado los RD$8 mil por turista. Parece que el lobby anti turismo tiene mucha fuerza en el Gobierno.

Publicar un comentario