Atrás
Image Alt

Resumen Turismo

CCN y Barceló, con merecidos aplausos

Uno de los programas de apoyo al turismo, de una empresa no turística, más interesantes del que he sido testigo desde que me relacioné con este sector a partir de 1977 es “Orgullo de Mi Tierra” que lleva a cabo el Centro Cuesta Nacional (CCN).

Sus guías turísticas dedicadas a Samaná, Barahona y Puerto Plata y el conjunto de acciones complementarias destinadas a promover el conocimiento y las visitas a estas regiones, constituyen un gran aporte al turismo, y son un buen ejemplo -a imitar- de lo que pueden hacer las empresas como expresión de su responsabilidad social y de su compromiso con el desarrollo del país.

Desde que CCN lanzó el proyecto Orgullo de mi tierra he seguido con admiración, promovido y apoyado todas sus actividades, ahora incrementadas con su nuevo componente bautizado con el nombre de “Corazón Dominicano”, que procura colaborar con el desarrollo de microempresarios y pequeñas asociaciones de productores, asesorándolos para mejorar la calidad de sus productos para que se puedan comercializar en las tiendas del Supermercado Nacional y Jumbo.

Quizás esta admiración e identificación con el programa de CCN se produce porque compartimos esa visión que nace del amor a “ser dominicanos” y la consecuente inclinación al compromiso con lo nuestro, que al igual que a este grupo empresarial, nos lleva a apoyar el turismo y a promover la pequeña hotelería, los clúster turísticos, las empresas turísticas comunitarias y las asociaciones de pequeños empresarios.

Coincido con CCN cuando afirma: “Lo dominicano es único, auténtico, valioso como lo es el corazón dominicano”.

CCN y el equipo del proyecto Orgullo de mi Tierra y su principal ejecutivo el empresario José Manuel González, merecen un aplauso por esta hermosa iniciativa.
Otro merecido aplauso es el que propició la Asociación de Hoteles y Turismo de la República Dominicana para la cadena Barceló Hotels & Resorts la semana pasada al dedicar, con razones justificadas, su Exposición Comercial 2015 a esta empresa en reconocimiento a su destacado papel en desarrollo del turismo en nuestro país.

Barceló creyó en nuestro país, cuando nos hacía mucha falta, y así fue la primera hotelera española en establecerse en Punta Cana, desarrolló un gran complejo hotelero y después construyó el primer centro de convenciones moderno del país y de los mejores del Caribe.

La presencia de la marca Barceló contribuye al privilegiado posicionamiento que tiene la República Dominicana en los principales mercados emisores, ya que es un exitoso grupo turístico posicionado entre los primeros 30 en el ranking mundial, presente en 21 países con 26.000 empleados y 120 hoteles.

Actualmente es la más importante hotelera 5,460 habitaciones en 8 hoteles, presente en Punta Cana, Puerto Plata y Santo Domingo.

 

Por Quiterio Cedeño

 

Publicar un comentario