Atrás
Image Alt

Resumen Turismo

Gobiernos de países Caribeños deben propiciar incentivos y bajar impuestos

Para el fortalecimiento de la industria turística en el Caribe es necesario que los gobiernos adopten medidas que tiendan a eliminar las barreras burocráticas y las trabas legales en la obtención de los permisos de construcción para grandes complejos hoteleros, de forma que puedan garantizar seguridad jurídica a los inversionistas de capitales.

Esa es una de varias conclusiones de la plenaria de la Tercera Conferencia Caribeña de Inversión en Hotelería y Turismo, CHICOS-2013, celebrada durante los días 7 y 8 de noviembre en Hard Rock Hotel de Punta Cana, en la cual también se abordo la problemática del transporte aéreo en el Caribe, las conexiones monetarias y el financiamiento de proyectos turísticos.
El panel sobre la cuestión legal en el negocio turístico, estuvo integrado por Jeanne Rogers-Vanderpool, de ST. Martin; Luis Pellerano, de Pellerano & Herrera; Mathew Norton, K&L Gates, LLP; Stephanie Blamir-Villedrouin, ministra de Turismo de Haití, y Tracy Long, Hart Muirhead Fatta.
Los expertos coincidieron en que los gobiernos tienen que propiciar climas de inversión acorde con la realidad de cada país, que permitan desarrollar proyectos turísticos de envergadura.
Y es que, con la inversión creciendo en la región y el repunte que está teniendo el desarrollo de proyectos turísticos, los inversionistas buscan resolver las incertidumbres legales que se presentan, y que tienen características diferentes en cada país.
Para ello –señalan- es necesario crear un tribunal especial de arbitraje que permita resolver los problemas legales que se presenten con los inversionistas “porque nadie puede pelear con un Estado en su propia corte”.
“Mientras más diverso sea el capital será más fácil hacer la inversión en los diferentes países. El Caribe está en un momento excelente para hacer inversión en la región porque hay facilidades que permiten hacer negocios”, concluyeron.
Vieron como necesario que los gobiernos deben hacer esfuerzos para evitar disputas con las corporaciones hoteleras; propiciar incentivos por mas 10 años, así como eliminar impuestos y aranceles aduanales a maquinarias destinadas a la construcción de proyectos turísticos.

 

Publicar un comentario