Atrás
Image Alt

Resumen Turismo

El Caribe necesita prepararse para captar más turismo desde China

Más de 100 millones de turistas estarán viajando al extranjero desde China en 2015. Tomando en cuenta factores como la lejanía y la reducida escala de sus islas-destino, el Caribe deberá desarrollar estrategias de cooperación para “asegurar una tajada del enorme pastel”, declaró en Bahamas un alto ejecutivo de negocios del Gigante Asiático.
En una intervención que cerró la Conferencia Caribeña sobre Inversión Hotelera y Cumbre sobre Operaciones (Caribbean Hotel Investment Conference and Operations Summit), en el resort Atlantis de Nassau, Adam Wu, Chief Operating Officer de China Business Network, afirmó que “es vital consolidar una presencia en el emergente mercado chino, que ha pasado de enviar 10 millones de turistas al extranjero en 1999, a 57 millones en 2010 y a 65 millones en 2011, según estimados”.

Grandes aviones

“Más y más chinos tienen ingresos disponibles que les permiten viajar al extranjero y explorar los destinos lejanos”, dijo Wu, y agregó que la falta de un vuelo directo ha sido una barrera para que más chinos lleguen a Bahamas y al Caribe, pero que “cuando quieran venir, llegarán, aunque no ocurrirá de inmediato”.
Para el alto ejecutivo de negocios, publica Caribbean News Digital, entre los problemas está el hecho de que se necesitarían grandes aviones (de gran alcance y gran capacidad) para cubrir las distancias, y ello plantea retos en el caso de las islas –destinos pequeños- que deberán afrontar retos para ampliar y adaptar su oferta.
“Se necesitará mucha cooperación” entre destinos para lograr un vuelo directo desde China al Caribe; los vuelos deberán tocar tierra en dos o más destinos, sin excluir el factor de carga, explicó.

Visas

Wu consideró que la facilitación de visas para los chinos que viajan a las Bahamas es un paso muy importante. “El problema podría reducirse en corto plazo facilitando los términos para lograr una visa y abrir las puertas en Estados Unidos”.
Según aThe Nassau Guardian, funcionarios bahameses han adelantado que existen planes para no sólo simplificar los trámites para aquellos que viajan vía Estados Unidos, Canadá o Reino Unido, sino incluso que posiblemente sea eliminada la exigencia de visado.
En septiembre último, Brent Symontette, viceprimer ministro, consideró que el actual procedimiento de visado para los turistas chinos es “un gran problema”, y añadió que simplificar el proceso sería un notable avance en las crecientes relaciones de intercambio entre Bahamas y China.

Inversión

Wu subrayó que mejorar los medios de viajes entre las Bahamas y China posibilitaría también mayores niveles de inversión. China Business Network, explicó el ejecutivo, “está siempre buscando por proyectos apropiados”, y en ese sentido indicó que el proyecto de mega resort de Baha Mar, en Cable Beach, Nassau, está acorde con la nueva realidad de China invirtiendo en el Oeste.
El proyecto de 2,6 mil millones de dólares está siendo financiado por Banco de Exportación e Importación de China y desarrollado principalmente por la China State Construction Engineering (mayor constructora del país asiático). En distintas fases de su desarrollo, llegará a contar con una fuerza de ocho mil trabajadores chinos.

República Dominicana

Aunque quizá el de mayor perfil en el Caribe, el de Baha Mar es uno de los varios proyectos que tiene China en la región, donde también se destaca el del resort Punta Perla, en República Dominicana, con una inversión de más de 460 millones de dólares.
El pasado mes de septiembre, durante el tercer Foro de Cooperación Económica China-Caribe, en Trinidad y Tobago, el país asiático anunció préstamos preferenciales por mil millones de dólares para proyectos en países de la región caribeña.
“Muy pocos saben que actualmente hay más de 40 millones de chinos residiendo en el extranjero. Hay muchos inversionistas y hoteles y capitales en China, que con frecuencia al expandirse fuera de fronteras siguen los pasos de lo hecho por los chinos residentes en esos países”, afirmó Wu.
De acuerdo con China Business Network, los viajeros chinos gastaron en viajes al exterior en 2010 más de 48 mil millones de dólares.
“Las inversiones están estrechamente relacionadas con los viajes al extranjero”, destacó Wu. “El extremo al que pueden llegar tanto las inversiones como los arribos desde China a un destino determinado dependerá mayormente de que los involucrados en la industria turística y los negocios puedan trabajar juntos”, concluyó.

Publicar un comentario